sábado, 10 de diciembre de 2011

Reflexion del Evangelio de Hoy por Padre Matute



Lectura del santo Evangelio

según san Mateo (17, 10-13)

Gloria a ti, Señor.

En aquel tiempo, los discípulos le preguntaron a Jesús:

“¿Por qué dicen los escribas que primero tiene que venir Elías?”

El les respondió:

“Ciertamente Elías ha de venir y lo pondrá todo en orden. Es más, yo les aseguro a ustedes que Elías ha venido ya, pero no lo reconocieron e hicieron con él cuanto les vino en gana. Del mismo modo, el Hijo del hombre va a padecer a manos de ellos”. Entonces entendieron los discípulos que les hablaba de Juan el Bautista.

Palabra del Señor.

Gloria a ti, Señor Jesús.

Muchos profetas han sido enviados por Dios durante la historia del hombre. Profetas que anuncian y denuncian las situaciones irregulares que padecen las comunidades humanas. Ellos se convierten en los voceros de Dios, porque su mensaje viene de Dios, sin embargo, por lo no muy dulce de su mensaje en su mayoría han sido aniquilados. Elias, Elíseo, y casi todos los profetas del antiguo testamentos pasaron difíciles momentos de atropellos por parte de la gente. Juan Bautista, Jesus y todos los profetas del cristianismo han recibido el rigor del desprecio y a veces de la muerte, pero de una cosas han estado seguros, han sido fieles al mensaje de Dios, en ningún momento se han rajado, se han hecho hierro inquebrantable ante los ataques de gente que no entiende los designios de Dios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada