lunes, 26 de septiembre de 2011

Reflexion de este Evangelio en el Dia de Hoy por el Padre Matute



Lectura del santo Evangelio

según san Lucas (9, 46-50)

Gloria a ti, Señor.


Un día, surgió entre los discípulos una discusión sobre quién era el más grande de ellos. Dándose cuenta Jesús de lo que estaban discutiendo, tomó a un niño, lo puso junto a y les dijo: “El que reciba a este niño en mi nombre, me recibe a ; y el que me recibe a , recibe también al que me ha enviado. En realidad el más pequeño entre todos ustedes, ése es el más grande”.

Entonces, Juan le dijo:

“Maestro, vimos a uno que estaba expulsando a los demonios en tu nombre; pero se lo prohibimos, porque no anda con nosotros”. Pero Jesús respondió: “No se lo prohíban, pues el que no está contra ustedes, estáen favor de ustedes”.

Palabra del Señor.


Gloria a ti, Señor Jesús.


La gente en la vida siempre tiene pretensiones. de esto no escapaban los seguidores de Jesucristo. Los mismo apóstoles tenian unas ambiciones muy lejos de las enseñanzas de Jesús.Esto lo demostraron en varias oportunidades, y lo demostraron abiertamente en la presencia física de Jesús, o tal vez, los hijos del trueno a través de su mama, para que los pusiera uno a la derecho y el otro a la izquierda. Sin embargo, Jesus los centraba a que cosas debia dedicarse, si lo querian seguir. En esta oportunidad de este Evangelio de Lucas, Jesus apela a un niño para decirle cual debe ser su ambiciones y su vivencias. La sencillez y la humildad debe ser el camino al reino de Dios. Los prepotentes, los soberbios, los que se creen que son la ultima pepsicola del desierto deben ir abandonando esas inquietudes. Jesus quiere gente muy sencilla, muy humilde en estas cosas de rango

espiritual. El reino necesita de hombres y mujeres que traten con delicadeza todas estas cosas con un corazón lleno de Dios. No un corazón lleno de ambiciones humanas, ya que esto no le hace bien al Reino, ni el trato de el reino. Son cuestiones sublimes que necesitan unos procederes de mucha delicadeza , de mucha entrega y renuncia.de esta gente es que necesita Dios. sabemos que la gente puede tener sus intereses, pero los intereses con Dios deben de dejarse a un lado. El unico interes en todo esto debe ser la salivación, El reino de Dios y la vida eterna.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada